Estudiantes mexicanos en el extranjero nos preguntamos:

Posted on 21, junio, 2006

1


Estudiantes mexicanos en el extranjero nos preguntamos:

 

¿A qué va Zedillo a México?

Queremos que explique el atraco del Fobaproa y por qué los zedillistas apoyan a Calderón

Recientemente, varios miembros del gabinete Zedillista anunciaron su incorporación ala campaña de Felipe Calderón. Ahora, como un despliegue promocional sólo comparable al de las campañas presidenciales, se ha visto proliferar en la Ciudad de México el anuncio del arribo del Dr. Zedillo y la invitación a su magna conferencia. La fecha del evento es por demás sorprendente: 7 de junio, un día después del debate entre los candidatos a la presidencia.

El anuncio tan publicitado del apoyo de ex funcionarios de su régimen a un candidato presidencial hace que su visita sea motivo de enorme sospecha.

Se ha documentado en el libro “El saqueo a los mexicanos. Entender el rescate bancario para impedir el Fobaproa”, de Mario di Constanzo, la enorme deuda que nos encajaron con ese rescate, Los mexicanos que tenemos que pagar por el recate bancario una deuda adicional de 1.3 billones de pesos (es decir un millón de millones de pesos y trescientos mil millones adicionales).

Para comprender la dimensión de ese endeudamiento excesivo, recuérdese que hasta entonces del rescate bancario, la deuda pública de México, desde su independencia hasta esos días acumuló 280 mil millones de pesos, de acuerdo a datos del Banco de México. A esa deuda acumulada en 175 años de vida independiente tiene que agregarse ahora el rescate de los bancos. La deuda se ha multiplicado por cinco en unos cuantos años. Todo un récord histórico, terriblemente dañino para los mexicanos.

El dr. Zedillo pretendió ocultar esa deuda durante su gobierno. En septiembre de 2000, en el texto que entregó al Congreso de su Sexto Informe de Gobierno, Zedillo afirmó: “Durante la presente administración, la deuda pública respecto al tamaño de la economía ha tenido una importante disminución, al registra niveles inferiores respecto a los observados antes del surgimiento de la crisis de 1995, en poco más de un tercio”.

En ese informe se mintió al Congreso . Omitió incluir en la deuda pública el costo del rescate bancario. Pocos meses después, ya terminado su gobierno, el Banco de México desmintió la afirmación del Dr. Zedillo. En su informe Anual publicado en abril de 2001 el Banco Central señaló que era indispensable incluir, por primera vez, todas las deudas y de manera especial la del Fobaproa-IPAB. El banco afirmó: “A partir de este informe se incluye en los Requerimientos Financieros del Sector Público a los programas contingentes, estos últimos reprendan obligaciones cuyo pago está garantizado por el Gobierno Federal o las empresas públicas. Entre estos programas están el IPAB, los de apoyo a Deudores…” A continuación, el Banco Central señaló: los programas contingentes (IPAB y otros) “agregan 19% del PIB a la contabilidad de la deuda en sus definiciones usuales”.

Resultó grotesco el ocultamiento de la deuda monstruosa que se pretendió hacer en el Sexto Informe de Gobierno que además de la aclaración del Banco de México, el Fondo Monetario Internacional agregó su reclamo a la pretensión de no incluir esa deuda pública en los informes oficiales. Para 2003 el FMI expresó “preocupación porque se incorporen en la deuda total el monto del recate bancario.” Al incorporarlo, el FMI señaló que la deuda pública en México ascendió en 2000 a más de 40% del PIB, doble de la anunciada en el Informe Presidencial.

¿Cuál es la responsabilidad del Dr. Zedillo en el IPAB?

Independientemente de la que le corresponde a sus colaboradores y sus antecesores, Di Constanzo señala en su libro que ” no pocos economistas consideran ahora que Zedillo agravó la crisis al informar que se venía la devaluación connotados industriales y banqueros de México”. Estos empresarios vaciaron las reservas internacionales en unas horas, pues se beneficiaron con información privilegiada antes de la devaluación. Sin reservas y con el peso devaluado en más de 100% de las tasas de interés explotaron hasta 110% lo que llevó a la quiebra a miles de empresas y cientos de miles de familias. Son millones de mexicanos los que todavía hoy padecen los efectos de esa crisis.

EL Dr. Zedillo tiene que aclararnos:

¿Por qué, si se suponía que era un economista competente, tomó decisiones ten dañina para el país?

¿Por qué ocultó al Congreso y al país del rescate bancario?

¿Quiénes son los industriales y banqueros a los que benefició con esas decisiones?

¿Por qué permitió o autorizó un rescate que resultó un saqueo a los mexicanos?

¿Qué inmunidades pretenden él y sus ex colaboradores al apoyar a un candidato presidencia?

Que el Dr. Zedillo rinda cuentas de su administración, que las responda ahora. En lugar de entrometerse en esta elección.

ATENTAMENTE

Estudiantes mexicanos en elextranjero

Aron Jiménez Paz London and School Economics and Political Science

Arturo Santin Quiroz London and School Economics and Political Science

Roberto Pinado Salcido Universidad de Barcelona

Karla Molina Universidad Autónoma de Barcelona

Eric Calderón Escuela de Alta Dirección de Empresas (ESADE)- Barcelona.

P.S. Publicación en Periódico Reforma, 7 de junio de 2006, Luís Mendoza Cruz como responsable de publicación.